La avaricia jamás sacia su voráz apetito, y despues de comer tiene más hambre que antes.

Dante Alighieri

Video:
El experimento Goebbels

Video: El experimento Goebbels

Comparte
COMENTA