Sólo hay dos cosas infinitas, la estupidez humana y el universo, y de este último no estoy muy seguro.

Albert Einstein

Los rostros anónimos que defienden a Garzón
RTVE

MAY
10
English
French
Italian
Portuguese
Comparte
Autores

Artículo publicado en RTVE el 13/04/2010

Fecha: MAYO 2010

ESTHER PÉREZ-AMAT - MADRID 13.04.2010

"El franquismo asesinó a mi padre, a mis dos hermanos y encarceló a mi madre". Es el relato de de Manuel Muñoz Frías, de 79 años, que este martes ha viajado a Madrid desde Málaga para dar su apoyo expreso al juez de la Audiencia Nacional, Baltasar Garzón, acusado de presunta prevaricación por investigar los crímenes del franquismo.

"Toda la vida he llevado el estigma de ser hijo de rojillos", nos explica a la puerta del auditorio donde UGT y CCOO han celebrado un acto para denunciar "la persecución" contra Garzón.

Manuel, como otros represaliados del franquismo que han venido desde Toledo, Soria, Cáceres y Ávila se han tenido que conformar con mostrar su solidaridad a Garzón en la puerta del salón de actos de a la Facultad de Medicina de la Complutense, porque el aforo se ha quedado pequeño.

Según los organizadores, al acto han acudido unas 2.000 personas, de las que 900 se han quedado fuera.

Clara, de 26 años, y Cristina, de 24, ambas estudiantes, también están preocupadas por la situación a la que se enfrenta el magistrado.

"Nos parece injusto que le estén juzgando sólo por investigar", explican, y aunque reconocen que no son expertas en derecho han acudido a este acto "para estar mejor informadas y entender que está pasando con Garzón".

"Estoy aquí en nombre de mi padre"

Una mujer de mediana edad, que prefiere guardar el anonimato, nos cuenta que ha venido en nombre de su padre. "Estuvo encarcelado en un campo de concentración en el norte de África durante la dictadura por defender el régimen establecido que era la República. Como  él no puede estar aquí, estoy yo", afirma.

Junta a ella hay también un grupo de amigas, no pertenecen a ningún partido político, ni sindicato, pero creen que la causa abierta contra Garzón no es justa.

En el mismo grupo está Emilio, que también prefiere mantener su anonimato. Él ha acudido a la convocatoria de su sindicato, UGT, y cree que detrás de todo este caso no hay una polémica jurídica, sino una "venganza personal" contra el juez.

A su juicio, "hay una parte de la sociedad a la que no le gusta la interpretación que ha hecho el juez Garzón" y recuerda también que "los crímenes contra la humanidad no prescriben nunca". "La estupidez es la de algunos miembros del Tribunal Supremo que admiten este tipo de querellas contra Garzón a trámite", añade.

"Nos quieren tapar la boca, no puede ser que los hijos de los que lo hicieron nos sigan tapando la boca", afirma Eugenia, otra de las asistentes al acto.

Dos amigas, una profesora y otra jubilada, intentan escuchar los discursos a la puerta del auditorio, pero han llegado tarde. Se enteraron de la convocatoria por la prensa y la radio y han acudido a dar su apoyo al juez de la Audiencia Nacional como ciudadanas anónimas.

Ven muy injusto el trato que está recibiendo Garzón. Consideran que hay mucha desinformaicón y que se trata de "una venganza de la falange española".

Portando un cartel con recortes de periódicos alusivos a los juicios contra Garzón, se paseaba ante la puerta del auditorio Angelo, de 68 años, perteneciente al movimiento No nos resignamos, pidiendo justicia para el juez.

"Un juez honesto y limpio"

La primera nieta recuperada por las Abuelas de la Plaza de Mayo, Carla Artés, presente esta mañana en el acto, ve "terrible y completamente injusto el trato que está recibiendo Garzón".

"Gracias a que él se declaró competente para investigar en Argentina los crímenes de lesa humanidad, la justicia empezó a moverse en mi país", apunta.

Subraya que nunca ha visto actuar a Garzón de ninguna manera que no sea movido por la honestidad y la justicia. "Siempre ha sido un juez honesto y limpio y no conozco a muchos jueces con una trayectoria tan impecable", asevera.

También destaca la trayectoria de Garzón, Fernando Magán, el abogado de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica, que este martes ha acompañado a algunos represaliados del franquismo.

"Creo que el Tribunal Supremo no va a continuar con unas actuaciones que sí que son prevaricación", nos comenta. Se muestra confiado en que al final no se suspenda a Garzón de sus funciones "porque si no el Estado de Derecho en España quebraría".

Numerosos apoyos

Durante el acto convocado por los sindicatos de este martes han intervenido el rector de la UCM, Carlos Berzosa, el ex fiscal Anticorrupción, Carlos Jiménez Villarejo, o de los secretarios generales de UGT, Cándido Méndez, y de CCOO, Ignacio Fernández Toxo, han reclamado en sus intervenciones que el Tribunal Supremo "termine de manera inmediata la persecución injusta" contra el juez Garzón.

Han apoyado la causa con su presencia intelectuales, actores, estudiantes y representantes del mundo de la política como el ex presidente de la Generalitat de Cataluña, Pasqual Maragall,  las Abuelas de la Plaza de Mayo, el secretario Movimientos Sociales y ONG del PSOE, Pedro Zerolo, y actores como Santiago Ramos.

Más movilizaciones

Las muestras de apoyo al juez van a continuar en los próximos días.

Este miércoles, 14 de abril, aniversario de la proclamación de la II República, están previstos actos de celebración en muchas zonas de España.

También desde mañana y hasta el próximo día 22 de abril, se ha convocado una "Concentración Permanente por la Justicia Universal" en Madrid.

Fernando Magán, abogado de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica, nos confirma que este miércoles se va a presentar en la Corte Federal de Buenos Aires una querella para investigar desde allí los crímenes del franquismo, basada en los autos de Garzón en los que establece los hechos.

A la espera de la decisión que adopte el Consejo General del Poder Judicial, sobre si suspende o no al magistrado de sus funciones, también se ha convocado una manifestación a nivel estatal el próximo 24 de abril.

Fuente - Publicación: RTVE

 


COMENTA